Reseña: “En la oscuridad” de Judy Goldman

EN LA OSCURIDAD Judy Goldman Ilustraciones Fabricio Vanden Broeck Carvajal Educación, S.A. ISBN 978-607-722-134-0 50 Páginas Género: álbum ilustrado (+5) fantasía. Para leer en familia. Info (sobre 5): Amistad: 5 Diversidad: 0 Humor: 0 Romance: 0 Violencia: 0 Sin título1 SINOPSIS: Cuando llega la hora de dormir y todas las luces de la casa se apagan, un mundo nuevo aparece frente a nuestros ojos. Entre toda esa oscuridad, se dibujan presencias que, aunque pueden parecer terroríficas, nunca son lo que parecen. En la oscuridad es un álbum ilustrado que muestra lo que sucede cuando los niños se van a dormir. Entre las sombras y los recovecos de la habitación, un niño puede ver monstruos y sentirse amenazado. Sus papás pasarán una larga noche tranquilizándolo y mostrándole al pequeño la realidad cuando encienden la luz. OPINIÓN: En la oscuridad es como una vieja película de cine mudo: todo expresión y comunicación no hablada, o en este caso, no escrita. Y es que en este álbum ilustrado encontraremos muy poco texto, siempre colocado con cuidada intención, a fin de acompañar sus preciosas ilustraciones. El principio del libro nos muestra a una familia cenando. Tras recoger los platos, los padres llevan a su pequeño a dormir. Con cariño, le leen un cuento y lo arropan en su camita. Hasta aquí todo perfecto. El problema empieza al apagar las luces. Y es que en la oscuridad todo cambia. Lo que hasta el momento no era más que mobiliario puede convertirse en los más diversos monstruos. Las sombras y objetos harán  Sin títuloque la siempre desbordante imaginación de un niño cree todo tipo de seres terroríficos a partir de estos. Pero ahí están papá y mamá, siempre pendientes de lo que pueda ocurrir. Ellos se encargarán de tranquilizar al asustado niño mostrándole que todo es producto de la ilusión y la fantasía que su propia mente ha creado. Gorros, peluches, sábanas y demás enseres es lo que está confundiendo con fantasmas o brujas. No hay nada que temer. Es perfecto para enseñar a los más pequeños que siempre hay alguien cuidando de ellos y que no tienen por qué preocuparse. Leerlo junto a ellos antes de dormir los tranquilizará y ayudará a empezar a dormir con la luz apagada sin sobresaltos. Se puede utilizar para enfocar su imaginación hacia otros mundos menos perturbadores y ayudarles así a dormir sin coartar lo magnífica que es esa capacidad para crear, para inventar desde la nada, que por desgracia vamos perdiendo con la edad. Vanesa Hildy @vannessiya  

Be the first to comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: